Blog

¿Porque decir si al redondeo?

El redondeo es tan útil y efectivo para recaudar fondos para causas sociales. Sin embargo también es objeto de ataques mal intencionados.

Funcionamiento del redondeo

La empresa que decide apoyar un redondeo presta su infraestructura. Abre una subcuenta en su sistema contable donde se irán sumando los centavos donados durante la campaña; cada campaña dura aproximadamente 3 meses.

El ingreso del redondeo a la organización filantrópica (vía cheque) tiene que quedar documentado con un recibo de donativo, que es deducible del impuesto sobre la renta.

Por otra parte, se hace necesario exponer algunos fundamentos legales en torno a la deducción de impuestos: 1) Deducir impuestos no significa evadir. 2) Los donativos empresariales se dan contra las utilidades de la empresa (o en el caso de una persona física contra sus ingresos) y antes del pago de impuestos. 3) Nunca se deduce el 100 por ciento de lo que se dona, sino que otorgar donativos, ayuda a bajar el porcentaje de la tasa grabable que se tiene obligación de cubrir.

Así que tranquilos!! Qué se recomienda hacer para disminuir la suspicacia y para que usted diga ¡Sí al redondeo!:

1) Pregunte al cajero el nombre de la asociación, o la causa, para la que se está convocando el redondeo.

2) Para su mayor tranquilidad, las empresas que apoyan eligen sólo a asociaciones que son donatarias autorizadas.

3) Tome nota del nombre de la organización y búsquela en Internet.

4) Visite a la organización beneficiaria del redondeo para que se cerciore sobre los beneficios que ofrece a la comunidad, se sorprenderá que con tan pocos recursos hagan tanto.

5) Prepárese para seguir donando regularmente (tan sólo son centavos), ¡Nunca se sabe si en el futuro uno mismo o algún familiar requerirá los servicios que otorgan las organizaciones filantrópicas!

Artículos Relacionados: